miércoles, 8 de abril de 2009

Stramilano Agonistica Internazionale - Milán

El Domingo de Ramos (5 de abril) estuve en la 38ª edición de la Stramilano, y dentro de este evento atlético en la 33ª edición de la Stramilano Agonistica Internazionale (Media Marathón de Milán).

Stramilanina

Cerca de 80.000 atletas invaden las calles milanesas con motivo de las 3 pruebas de la Stramilano. La feria del corredor se situa en una gran carpa en la misma plaza del Duomo, frente a la Galería de Vittorio Emmanuelle.

Feria del corredor frente al Duomo

A las 9:30 h. se da la salida a la Stramilanina de 5 Km. para los principiantes y más jovenes con cerca de 25.000 participantes. Luego a las 10 h. se corre la Stramilano de los 50.000 sobre 10 Km. y finalmente a las 10:45 h. se da la salida con un cañonazo a la Stramilano Agonistica o Media Marathón con 6.000 atletas inscritos.


A 500 m. de meta

El término “Agonistica” viene del latín “agonistico”, y éste del griego “agonistiké”, de “agón”, combate.
Significa “arte de los atletas” o “ciencia de los combates”.


Iba un poco tocado por una tendinitis que me dio molestias pero no impidieron que pudiese correr y terminar la prueba. La carrera es totalmente llana y discurre por amplias avenidas. La salida se da en el Castello Sforzesco y la meta se situa en la Arena Romana reconvertida en pista de atletismo. Al final pude terminar con un crono de 1:32:44, lo que celebre con un Campari en el Bar Zucca, un lugar emblemático milanés donde se inventó el brevaje, situado en el nº 21 de la Piazza del Duomo, esquina con la Galería.



Arena de Milano

No se puede dejar de visitar el ambiente del Corso Ticinese y el Navigli, un canal navegable diseñado por Leonardo Da Vinci.

Para los amantes del arte, el Duomo, la Basílica de Santa María delle Grazie, la Chiesa de San Ambrogio y la Pinacoteca de Brera son pasos obligatorios.


Il Navigli


Estando tomando una cerveza en la terraza de La Rinascente, a ras de las agujas góticas del Duomo, se oía la melodia de Renato Carasone, todo un mito en Italia que los más jovenes no conocen.

Os dejo con su música de los 50 donde sus éxitos más conocidos en España fueron "Tu vuo'fa'l'americano" y "Torero".


Terraza de La Rinascente frente al Duomo

¡Será posible que vuelva a Milano!


9 comentarios:

Bufal VORAÇ dijo...

Enhorabona. Quina marca i a sobre a Milà, que maco. Competir a l'estranger sempre és especial, oi?
En Renato. Recordo com vallavem quan erem petits els 4 germans amb el single que precissament només tenia aquestes dues cançons.
Salut i potes!

J. J. dijo...

Ya veo que te lo has pasado a lo grande en Milán y muy bien el tiempo pese a tu lesión. La música de Renato me ha transportado a mi infancia...jeje
¡felicidades Trapa!

David S.A. dijo...

Eso es lo que se llama disfrutar del running, sí señor.

Por cierto, vaya marca!!, después de la lesión reaparecer y acabar rondando la hora treinta es algo envidiable cuando no admirable.

Un abrazo!

Paco Montoro dijo...

Gran marca a pesar de esas molestias.A eso lo llamo yo disfrutar de correr, buena marca, gran ciudad y buenas cervezas.
Esas canciones me gustan mucho, son especiales. Un abrazo

Juan Ramon dijo...

Que cabr, que bien te lo has pasado, vaya cara de disfrute tomándote la copa. Que tal el navigli?, ¿había pase de modelos de Etam?. Un abrazo.

Nacho dijo...

Jajaja..que panoli el batería de Renato Carasone..jaja..buenísimo el video de música.
Y muchas felicidades Ramón, el tiempo no pasa para tí, con esa marca pese a la lesión.
Un abrazo, Nacho.

javi dijo...

jejeje El video mola y com actuaven també. Avui estava amb Bee gees dels 60 i Charles Aznavour, aixina que no ha sigut un shock el canvi als 50 jejeje

Bona marca i això que no estas bé!!! Enhorabona i també pel viatge que t´has ficat.

Això sí, sembla a la foto que vajes de turisme ehhhh jejeje Tens fortes les cames, mare quins cuadriceps

Salutacions

Carmina dijo...

Per lo vist, has fet un viatje molt bó, i a més a més, els iaios corren...¡que pensaven els joves! A la propera mitja baixes de 1:30.

Un fort abraç

Paco Pérez dijo...

Enhoabuena Ramón. A ver Milán si te sirve para recuperar buenas sensaciones y volver a las grandes marcas que todavía puedes hacer. Buenos recuerdos me trae la zona Norte de Italia, donde estuve el año pasado.

Un abrazo, maestro.